Desigualdad y casi piñas en la alfombra roja

| Por Lucía Ríos @soylurri  |

Ayer se celebraron los Martín Fierro de la radio. De 30 premios, cinco fueron para mujeres en ternas individuales. ¿Por qué se divide la terna? ¿Cuál es el ingrediente que le da género a un micrófono o a una consola? ¿Tan distinta puede ser una conducción periodística femenina y masculina? ¿Qué podría pasar si en la terna van mujeres y varones? ¿Acaso se haría evidente la invisibilización de las mujeres en la radio? ¿Ganarían siempre los varones y sería todo más obvio? Bueno, y ni hablar del binarismo eterno, ¿no? ¿Cuánto falta?

Las cinco ganadoras fueron:

  • Marina Calabró Columnista de Espectáculos · Lanata sin filtro
  • Belén Badía Labor Locución Femenina · Siempre es hoy
  • Elizabeth Vernaci Labor Conducción Femenina · Black & Toc
  • Marcela Ojeda Movilera
  • María O’Donnell Labor Periodística Femenina · María O´Donnell Continental, Tarde para nada

 En el oficio de radio son fundamentales las columnas. El rol de la mujer en el aire suele ser en lugares secundarios: locutora, presentadora de temas, productora, coordinadora. En esta entrega de premios quedó más que claro. Los ganadores por su desempeño como columinstas de política, economía, humor, deporte, salud y policiales fueron varones. Todos.

“No hay colegas mujeres que hablen de esto”, “Se quedaron en el camino”, “¿Para qué querés entrar a trabajar acá? Te estoy evitando un problema con los pajeros de esta radio”, son algunas de las frases que productores, dueños y ex dueños de radios, han dicho a mujeres periodistas que quieren llegar a los medios para poder laburar.

Según el estudio #FaltamosEnLaRadio que realizaron desde el programa “Nos Quemaron Por Brujas” con la intensión de relevar los números de la industria radiofónica, una mujer de cada diez varones hace la columna política en un programa de radio. Cuando se trata de locutar el pronóstico, el nombre de la canción que acabamos de escuchar o leer lo mensajes de los oyentes el número se invierte y son 8 mujeres de cada 10 varones las que ponen las voz a estos temas. Ni humor, ni economía, ni deportes, estará en la voz de las mujeres y por ende en sus manos tampoco estarán las estatuillas y los reconocimientos.

Es real. Prefieren contratar pibes jóvenes antes que mujeres formadas (y en este contexto de achicamiento, no lo dudan).

Es real. No usan a las mujeres como fuentes en temas duros como economía y política.

Es real. Creen que apoyan “la causa de la disparidad” cuando les ofrecen espacio en sus medios para denunciar violencia, acosos, violaciones, pero no ofrecen laburo.

Es real. Tenemos que crear nuestros propios medios que a veces terminan siendo nichos de nichos porque hay que parar la olla y laburar.

Las radios hegemónicas, aparte de serlo en cuestiones políticas partidarias, también lo son en cuestión de perspectiva de género. Hay formación, hay oficio, hay desempeño, hay conocimientos, pero ante la posibilidad de contratación son, muchas veces, los varones más jóvenes y sin formación quienes llegan. Acorde a estos tiempos donde las pasantías y la flexibilización son protagonistas, las puertas se siguen cerrando para las mujeres.

La velada de premios se coronó con un varón, Leuco hijo, queriendo defender el honor de su padre a fuerza de trompadas impedidas por su novia a quien se saca de encima de una manera poco cuidadosa y un tanto violenta, podríamos decir. Era de esperar. Cada quien cosecha lo que siembra en su alfombra roja.


OTRAS NOTAS QUE TE PUEDEN INTERESAR

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s